Otro delfín muere en la playa mientras turistas se toman selfies con él

El animal se acercó a la orilla, algunos turistas que estaban allí en vez de ayudarlo a regresar al mar lo sacaron y empezaron a tomarse fotos con él.

Antes habíamos escuchado del caso de un delfín que fue sacado del mar para ser expuesto y fotografiado, luego quedó tirado en la playa sin vida, fue un caso indignante, pero al parecer no tuvo ninguna enseñanza, porque ahora sucedió un hecho similar. Ahora en la playa de San Bernardo, en Argentina, un pequeño delfín se acercó a la orilla, los turistas que estaban allí lo tomaron y luego empezaron a fotografiarse con él.

«Lo dejaron morir, nadie hizo nada para ayudarlo. Era chiquito y se vino hacia la orilla. Lo podían devolver al mar, de hecho respiraba, pero todos se pusieron a sacarle fotos y a tocarlo. Decían que ya estaba muerto», dijo Claudia, una de las personas que filmaron un video del momento de los hechos, lo peor de todo es que luego de la serie de fotos, la gente simplemente dejó al animal allí tirado en la arena sin hacer nada, algo que en definitiva pudo haberse evitado.

El caso anterior llegó a convertirse en una investigación judicial, debido a que el animal al parecer sí había muerto porque los turistas lo sacaron del agua. «Basta. Si ves un animal en la playa, no te saques una foto», es el mensaje que envía la Fundación Vida Silvestre, que lanzó una campaña en redes sociales para terminar con este tipo de abusos. La problemática radica también en que el delfín franciscana, que es la especie del ejemplar que murió, está muy amenazado por la pesca incidental, además la madre siempre tiene una sola cría, por lo tanto su muerte representa una disminución de los ejemplares de la próxima generación.

Lo mejor que se puede hacer al encontrarse con un ejemplar en las playas, se recomienda avisar rápidamente a la Prefectura. No hay que intervenir: ni devolverlo al mar, ni tocarlo. Hay una pregunta muy importante ¿Puede ser riesgoso el contacto con estos animales? «No se ha trabajado con las enfermedades de esta especie, pero no conviene tocarlas, porque nunca se sabe», responde el vocero de la Fundación.

Redactó: Manuel Zárate | Información: www.clarin.com

Leave a Reply

Your email address will not be published.

+ 22 = 30