Ejército Colombiano será guardián ambiental

Ahora que Colombia ha entrado en una época de posconflicto y paz, el Ejército Nacional empezará a propender por la protección ambiental, iniciando por el cuidado del Sumapaz, Reciclarán, atenderán emergencias forestales y protegerán las fuentes de agua.

Antes del Acuerdo de Paz con las Farc, la zona del Sumapaz era territorio de guerra, con desapariciones forzadas y problemáticas asociadas a la guerra. Incluso, los soldados del Batallón de Alta Montaña, preparados para la guerra, ahora cuentan entre sus filas con el primer pelotón ambiental de Colombia. Un grupo de 35 soldados se encargará de trabajar por la conservación del páramo más grande del mundo y de darle a conocer al país una nueva cara de las Fuerzas Militares.

Se capacitaron durante cuatro meses en gestión del riesgo y cuidados ambientales. Ahora, sus funciones irán más allá de cargar un fusil. Respaldarán al equipo de bomberos en gestiones de riesgo, harán limpiezas en las fuentes hídricas del páramo, adelantarán jornadas de reciclaje y replicarán sus conocimientos entre la comunidad y los otros militares del batallón.

Esta zona que ahora será parte de los programas de protección ambiental del Ejército Nacional, fue un corredor estratégico de 15 frentes guerrilleros, tanto el Ejército como la guerrilla causaron afectaciones que ahora quieren reparar, a pesar de que los jóvenes soldados antes de capacitarse en el tema ya estaban conservando dichas zonas, recolectando basura al punto que al día de hoy ya recolectaron 15 toneladas.

“Los pelados han adquirido mayor conciencia. Ya no entierran ni queman la basura que dejan sus víveres, sino que la llevan a cuestas hasta que terminan el patrullaje” dijo el coronel Édgar Riveira, además siempre llevan su basura al batallón para que sea reciclada, ahora junto con la Universidad de Los Andes están creando un vivero lleno de frailejones In Vitroya que toman semillas de plantas del páramo para reforestar otras zonas afectadas, al día de hoy tienen 300 plantas que crecen gracias a su cuidado.

Muchos soldados quieren capacitarse aún más en el cuidado del Medio Ambiente, no solo dedicarse a sus labores militares sino también ambientales, aportando a la sociedad, en conjunto con la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca (CAR), quien juega un papel clave ya que para esta corporación, el posconflicto es la oportunidad para recuperar ecosistemas, hay que trabajar más fuerte y todos en conjunto.

A pesar de las buenas intenciones del Ejército Nacional, hay personas que no creen en estas acciones por el ambiente, “en tiempo de guerra, los militares hacían sus camas con los frailejones, dejaban comida y radios tirados. Además, con qué moral van a hablar de conciencia, cuando el batallón está junto a la cuenca alta del río Sumapaz”, aseguró Balbina Peñaloza, presidenta del Comité de Mujeres de la vereda San Juan, pero el comandante de la Brigada 13 del Ejército Nacional aseguró que los soldados ahora no son solo de las armas sino una institución multimisión, y quiere proyectar una nueva imagen al país, muchos éxitos en sus labores.

Información: Colombia2020 <—Cliquea para leer más.


Leave a Reply

Your email address will not be published.

45 − = 37