Minambiente presentó hoja de ruta para recuperación del Lago de Tota

El Lago de Tota es el segundo más grande de Latinoamérica después del Titicaca, abastece de agua a 250.000 colombianos y tiene problemas ambientales graves debido a las actividades de que desarrollan en su cuenca, pero ahora el Ministerio de Medio Ambiente Colombiano priorizó la implementación de proyectos de recuperación y restauración ambiental de manera productiva y sostenible.

Esta es una tarea que lleva años planeándose, pero ahora el MADS ha dicho que se compromete con el acompañamiento y apoyo a las gestiones y acciones encaminadas en conservar y adoptar medidas de manejo ambiental sobre el cuerpo de agua, esta Autoridad ambiental ha presentado la hoja de ruta correspondiente a los compromisos asumidos en el CONPES 3801 de 2014, haciendo énfasis en que varias actividades serán financiadas gracias al convenio de cooperación internacional firmado con la Unión Europea a través de la Agencia Francesa de Desarrollo (AFD), que ha aportado 4,5 millones de euros.

El agua del Lago de Tota es afectada por actividades que se desarrollan en su área de influencia, como vertimientos de aguas residuales, actividades de agricultura intensiva y explotaciones piscícolas en el espejo de agua, por lo que se han promovido programas de Buenas Prácticas Agrícolas y Piscícolas, campañas de apropiación de la cuenca y sistemas para la gestión de las aguas residuales. La idea también yace en saber gestionar la gran variedad de bienes y servicios ecosistémicos del Lago, como la provisión de agua, alimentos y el desarrollo de actividades económicas que benefician a los pobladores de la Cuenca.

Así que el MADS junto con la CAR regional (Corpoboyacá) se han puesto en la tarea de adelantar mesas de trabajo encaminadas a la actualización y/o formulación de instrumentos de planificación y administración del recurso hídrico de la cuenca como el Plan de Ordenación y Manejo de la Cuenca (POMCA), el Plan de Ordenamiento del Recurso Hídrico (PORH) y el Modelo Hidrodinámico. También se ha avanzado en la implementación de medidas de manejo dirigidas a mitigar y controlar las afectaciones sobre el cuerpo de agua.

Una de las acciones a destacar es la instalación en el pasado mes de marzo de la red de monitoreo hidrometeorológica, que consta de siete estaciones automáticas que miden en tiempo real precipitaciones, nivel del agua, lluvia, humedad y presión atmosférica, entre otros aspectos, para los cuales se hizo una inversión cercana a los 750 millones de pesos gracias a los aportes de la AFD.

Para la ejecución de la totalidad de los recursos aportados por la AFD se está seleccionando un operador logístico, ya cuando dicho operador se haya seleccionado se iniciarán las actividades pactadas en la hoja de ruta, destacando actividades como un programa de investigación de especies que afecten al lago, proyectos de reforestación y restauración ecológica de áreas degradadas, entre otras. Esperemos que todo esto se lleve a cabo pronto, la comunidad del Lago de Tota lleva esperando esto muchos años.

Información: Ministerio de Medio Ambiente y Desarrollo Sostenible, Colombia. Todos los derechos reservados 2017.





Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *